domingo, 19 de marzo de 2017

La verdad es silenciosa


"La verdad es silenciosa. Si la Verdad ha amanecido dentro de ti, entonces no habrá más discurso.
Es el silencio, y el silencio es la mayor verdad, la mejor pregunta.
Si no hay Verdad, entonces habrá mucha charla y preguntas. Uno es bueno y el otro es malo.

Si hay algo bueno dentro de ti, no habrá más ruido dentro. Pero si está lleno de mal, habrá tanto de hablar, discursos y preguntas.
 Por lo tanto, busquen lo bueno.
 
Dios no hace ruido. Si necesita algo, entonces tiene que golpear solamente, y si estás atento a ese punto, con el sonido de ese golpe, recibirá una respuesta inmediatamente.
 
No hay ruido, no tienes que hacer un sonido. Esta es la verdad. No hay ruido exterior".


Dios, sus profetas y sus hijos, p. 175
Muhammad Raheem Bawa Muhaiyaddeen (Ral.)


jueves, 16 de marzo de 2017

¿A quién debemos tomar por compañero?


¿A quién debemos tomar por compañero?
"Aquel que te aligere de la carga de la incomodidad y elimine la barrera de los formalismos entre vosotros.
El más pesado de mis hermanos es el que me hace sentir incomodo y con el que debo guardar formalidades. El más ligero para mi corazón es aquel con el que puedo estar como si estuviera solo..." 
(Fragmento del "El contrato de la hermandad", Iman Al-Gazzali)



jueves, 23 de febrero de 2017

Errores en la busqueda


El santo Hz Bayazid Bastami dijo:
"He cometido cuatro errores en mis pasos preliminares de esta manera: Pensaba que recordaba, conocía, amaba y buscaba a Dios, pero cuando lo alcancé vi que Su recuerdo de mí precedió mi recuerdo de Él, Su conocimiento acerca de mí precedió mi conocimiento de Él, Su amor hacia mí era más antiguo que mi amor hacia Él, y Él me buscó para que yo comenzará a buscarlo".



lunes, 20 de febrero de 2017

Todo recuerda a su Señor



"No hay nada que no Lo glorifique alabándolo, sin embargo vosotros no entendéis su glorificación". Corán 17:44

El sheikh de la orden Halveti en Estambul, Sunbul Efendi (ra), en busca de un sucesor, envió a sus discípulos a buscar flores para adornar la logia. Todos ellos regresaron con grandes montones de flores preciosas; sólo uno de ellos regresó con una pequeña planta marchita. Cuando le preguntaron por qué no había traído nada digno para su maestro, él contestó:  'Encontré a las flores ocupadas recordando a su Señor -¿Cómo podría interrumpir esta oración constante?- Miré, y una flor había terminado su recuerdo. Esa es la que traje'. Fue Él quien se convirtió en el siguiente Jeque de la orden"